Dom. Jul 21st, 2024

MADRID, 27 (SERVIMEDIA)

El consejero delegado de CaixaBank, Gonzalo Gortázar, afirmó este viernes que «el problema del impacto de la subida de tipos en la cartera hipotecaria está cerca de su pico y, de hecho, cerca de empezar a mejorar».

Así lo dijo Gortázar en la rueda de prensa para dar detalles sobre los resultados obtenidos entre enero y septiembre de este año, periodo en el que obtuvo un beneficio neto de 3.659 millones de euros entre enero y septiembre de este año, lo que representa un incremento del 48,2% respecto al mismo periodo del año anterior, cuando fueron 2.469 millones.

«Como hay un debate y nosotros tenemos el 25% de cuota de mercado, nuestros datos pueden ayudar a reflejar con objetividad» la situación del mercado hipotecario, comenzó diciendo Gortázar. Indicó que el 78% de las hipotecas concedidas por CaixaBank desde 2015 son a tipo fijo, la cuantía media de los préstamos a tipo variable en este momento es de 65.000 euros y el incremento medio de la cuota es de 90 euros al mes. «En ocasiones se habla de que están subiendo 300 euros o más, no es cierto», insistió el consejero delegado en esta idea en la que viene haciendo hincapié en las últimas presentaciones de resultados. «El problema hay que dimensionarlo bien», enfatizó.

En esta línea, consideró que el impacto de la subida de los tipos de interés en la cartera hipotecaria «está cerca de su pico y, de hecho, cerca de empezar a mejorar». Indicó que los mercados esperan un euríbor que baje hasta el 3,2% o 3,3% y se mantenga en esos niveles bastante tiempo.

Quizás también te interese:  Llega a España SILVRR, la nueva 'fintech' europea del neobanco líder en Asia Akulaku

Respecto a si considera que las medidas del Código de Buenas Prácticas para hipotecados vulnerables o en riesgo de serlo han sido una buena idea -el banco está gestionando solo unas 6.000 solicitudes-, afirmó que sí que lo ha sido por cuanto que «ha permitido al sector bancario dar un mensaje a la sociedad y un compromiso público de que va a dar una serie de facilidades a clientes vulnerables», aunque «el sector bancario lo iba a hacer en todo caso, pero a veces además de hacerlo es bueno que haya ese compromiso público».

«Afortunadamente, la economía ha ido mucho mejor de lo que se esperaba» y «han sido menos las personas afectadas», agregó.

Respecto al negocio hipotecario de CaixaBank, desde el banco señalaron que esperan un ligero incremento de la producción el año que viene, ante las caídas que vienen anotando este año y que las amortizaciones anticipadas han empezado a reducirse en el tercer trimestre del año.