Dom. Jul 21st, 2024

MADRID, 25 (SERVIMEDIA)

la Policía Nacional detuvo en Madrid a un fugitivo sobre el que constaba una Orden Europea de Detención y Extradición interpuesta por las autoridades italianas por presuntos delitos de tráfico de drogas y blanqueo de capitales.

Según informó la Policía este martes, se trata de una persona extremadamente violenta y que en otras ocasiones había utilizado armas de fuego. Las investigaciones comenzaron durante el pasado mes de junio, cuando el equipo especializado de búsqueda de fugitivos en Italia, parte de la red ENFAST (Red Europea de Equipos de Búsqueda Activa de Fugitivos), informó a la Policía Nacional de España sobre dos peligrosos criminales que habían evitado su detención en una operación policial en la que se detuvo a 25 personas en el país transalpino, habiendo huido del territorio italiano.

Allí, la Polizia di Stato desarticuló una potente organización dedicada presuntamente al tráfico de drogas y al blanqueo de capitales. Sus miembros eran personas extremadamente violentas, quienes recurrían habitualmente al uso de armas de fuego tanto para ajustar cuentas con otras bandas como para robar estupefacientes a las mismas, modalidad delictiva conocida como «vuelco».

En el marco de la investigación, los agentes italianos constataron que los dos huidos habían acribillado en un hotel de Caligari (Italia) a varias personas tras quedar con ellas para venderles tres kilos de cocaína. Seguidamente abandonaron con tranquilidad el hotel, apoderándose tanto del estupefaciente como del dinero de los compradores.

Los investigadores de ENFAST Italia, tras la pista de estos dos delincuentes, consiguieron indicios que apuntaban a que uno de ellos podría encontrarse oculto en España. A pesar de esto las labores de detención se complicaron, de forma considerable, según la Policía, ya que el fugado hablaba varios idiomas de forma fluida y hacía uso de múltiples documentos falsos de diversas nacionalidades.

Quizás también te interese:  Bolaños desea que, como hace año y medio con Casado al frente, el PP vote en contra de la moción de censura

Tras diversas gestiones en las provincias de Alicante, Barcelona y Málaga, a mediados de julio se produjo un avance importante en cuanto a su paradero, siendo localizado finalmente en un céntrico hotel de Madrid junto a su pareja sentimental. Ambos usaban documentación española.

Durante el día de ayer se estableció un dispositivo de detención en torno al hotel, a la espera de la salida de ambos. Sobre las 12 horas del mediodía salieron acompañados de sus mascotas y, en ese momento, el fugitivo fue abordado por cinco agentes, extremando las medidas de seguridad ante la peligrosidad del sujeto.

Al identificarse los agentes, el fugitivo hizo amago de huir, lo que obligó a los policías a reducirle, produciéndose un fuerte forcejeo en el que resultaron heridos dos de ellos con contusiones y erosiones leves, ya que el detenido no paró de revolverse y de lanzar patadas, incluso en el interior del vehículo, hasta que finalmente fue trasladado a dependencias policiales.

Entre los objetos que portaba la pareja, los agentes intervinieron 3.800 euros en efectivo, tres teléfonos, un pasaporte dominicano y un permiso de conducir español, ambos falsificados con la fotografía del fugitivo, y diferentes filiaciones, así como un documento nacional de identidad español, también falsificado, con la fotografía de su pareja. Ambos documentos eran falsificaciones de alta calidad. Por estos hechos, se detuvo también a la mujer, a quien se le imputa un delito de falsedad documental.