Lun. Sep 26th, 2022

Barcelona vuelve a posicionarse como uno de los centros neurálgicos del emprendimiento en nuestro país.

Si durante años ha sido Madrid quien conseguía sumar cifras superiores en lo que a nuevas empresas se refería, la ciudad condal cada vez va recortando algo los números para posicionarse como un buen enclave para comenzar una start up.

Eso es lo que viene a decir, también, la superficie coworking con la que cuenta en la capital. Barcelona, el año pasado, contaba con un 2,6% de oficinas en forma de espacios coworking – frente al 1.2% de Madrid – , lo que avanza lo que será la tendencia futura en la que distintos emprendedores comparten zonas para también sacar partido de las sinergias que pueden llegar a crearse en esos espacios creativos.

«Se ha roto ya la tendencia de un despacho cerrado y casi secreto para desarrollar propuestas e iniciativas empresariales. Ahora se buscan formas de poder conciliar los proyectos con los que otros emprendedores pueden colaborar y enriquecer. Se crean grupos de trabajo muy interesantes que dan lugar a proyectos únicos y muy logrados» explican desde un coworking en Barcelona.

¿Qué beneficios tiene un coworking para un emprendedor?

Para empezar, se trata de un espacio de trabajo bastante más económico que una oficina tradicional con la infraestructura que esta requiere.

Fibra óptica, sala de reuniones y zonas comunes en las que poder disfrutar con el resto de emprendedores son solo otros de los beneficios de los espacios comunes.

Además, este tipo de espacios permiten domiciliar comercialmente la compañía, disfrutando así de un domicilio al que dirigir toda la parte administrativa.

Desde 190 euros al mes, gracias a la propuesta de Platón Coworking and business center se puede disponer de un puesto en alguno de sus espacios en pleno centro de Barcelona, una cifra que, junto con los 400 euros al mes de un despacho individual, lo convierten en la mejor alternativa a quien busca sacar adelante una propuesta empresarial.

Aunque son los nuevos distritos financieros los que más apuestan por estas soluciones, siguen siendo muchos los emprendedores que buscan el centro en busca de esas reuniones y de esa inspiración que solo Barcelona es capaz de ofrecer.