Sáb. Dic 3rd, 2022

– Nieve en las montañas y más frío a partir del viernes

MADRID, 14 (SERVIMEDIA)

El tiempo de esta semana será plenamente otoñal en la mayor parte de España porque varios frentes atlánticos repartirán lluvia en buena parte del territorio, con temporal marítimo en Galicia y el área cantábrica, y las temperaturas pasarán de ser algo cálidas a descender en un fin de semana con heladas nocturnas en amplios lugares de la mitad norte peninsular.

«Llegan lluvias a buena parte de España y es que el tiempo de los próximos días va a estar marcado por el paso de sistemas frontales asociados a borrascas atlánticas que regarán nuestro territorio, sobre todo el oeste y norte peninsular», según Rubén del Campo, portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

A lo largo de esta semana podrían acumularse más de 100 litros por metro cuadrado en el oeste de Galicia y puntos del Cantábrico oriental; de 50 a 100 litros por metro cuadrado en el resto de la región gallega y de las comunidades cantábricas, así como en zonas montañosas del centro y sur de la península, y de 20 a 50 litros por metro cuadrado en amplias zonas del resto del oeste y centro peninsular.

Las lluvias serán más escasas en el área mediterránea, aunque aparecerán algunas precipitaciones, sobre todo en Baleares.

«Las temperaturas continuarán, en general, en valores algo altos para la época del año, ya que las masas de aire que nos visitarán serán templadas y húmedas. No obstante, de cara al fin de semana esto podría cambiar y con la llegada de vientos del norte y noroeste, más fríos, las temperaturas bajarían, con nevadas en cotas más bajas y heladas tanto en zonas de montaña como en áreas de la meseta y páramos del norte y del centro», apuntó Del Campo.

LUNES Y MARTES

El primero de los frentes de la semana llega este lunes y llevará precipitaciones sobre todo al oeste de la península. Las temperaturas serán algo más bajas y soplarán vientos muy fuertes en el Cantábrico y oeste de Galicia.

El martes llegará un nuevo sistema frontal más activo, que dejará lluvias en toda la península salvo en el sureste. Estas precipitaciones serán más abundantes e intensas en el oeste de Galicia y el entorno al Sistema Central occidental, es decir, el norte de Extremadura y el suroeste de Castilla y León. En estas zonas podrían acumularse más de 40 litros por metro cuadrado en 12 horas.

También habrá lluvias persistentes en el entorno de los Pirineos y las precipitaciones podrían llegar a últimas horas débilmente a Baleares. Los vientos serán del suroeste girando al oeste tras el paso del frente y vendrán con rachas muy fuertes -superiores a los 70 kilómetros por hora- en el norte de Galicia y Cordillera Cantábrica.

Las temperaturas bajarán el lunes, mientras que el martes subirán las nocturnas y se mantendrán sin cambios las diurnas. El ambiente será templado y la cota de nieve estará alta, por encima de unos 2.000 metros de altitud.

MIÉRCOLES Y JUEVES

El miércoles y el jueves seguirán llegando vientos húmedos y templados atlánticos a la península y Baleares, con el sucesivo paso de frentes y bandas nubosas. Así, las precipitaciones serán abundantes en Galicia, sobre todo el miércoles, y lloverá también en el Cantábrico, especialmente en su parte más oriental.

También lloverá en el resto de la mitad oeste y la zona centro de la península. Las precipitaciones podrían extenderse algo más hacia el este, pero sin llegar al área mediterránea. Tampoco aparecerán en Baleares o lo harán de forma débil.

Habrá viento del oeste y del suroeste con rachas muy fuertes en Galicia y el Cantábrico. La cota de nieve seguirá alta, puesto que nevará el miércoles a partir de unos 1.800 metros y subirá algo más el jueves.

«Los termómetros descenderán ligeramente el miércoles, pero subirán de forma generalizada el día siguiente, con valores diurnos que rondarán los 20 grados en el Cantábrico y superarán claramente los 25 grados en el área mediterránea. Hará algo más de fresco en las horas centrales del día en el interior, con unos 15 grados de temperatura máxima en amplias zonas de la zona centro», apostilló Del Campo.

VIERNES

Este viernes es posible que se produzca un cambio de patrón meteorológico con el paso de una vaguada (es decir, una especie de lengua de aire frío en niveles medios y altos de la troposfera), que, junto con los vientos del noroeste y del norte, provocará un descenso térmico acusado y generalizado.

Ese día lloverá en el tercio norte peninsular, especialmente en el área cantábrica, aunque no se puede descartar que se formen nubes de evolución y caigan chubascos ocasionalmente tormentosos en cualquier punto de la península y de Baleares, con nevadas en las montañas del norte y de la zona centro.

La cota de nieve se desplomará hasta unos 2.000 metros en el noroeste de la península, estará un poco más alta en el centro y en el área de los Pirineos, pero, en general, nevará en zonas de montaña.

FIN DE SEMANA

El sábado será un día en general más estable, sin lluvias salvo en el Cantábrico, aunque habrá heladas en zonas de montaña en la meseta y en paramos el centro y del norte de la península.

El domingo podrían llegar nuevos frentes que quizás podrían continuar la próxima semana, con más lluvias sobre todo en el noroeste de la península.

Las temperaturas seguirán bajando el sábado, cuando se esperan heladas nocturnas en amplias zonas de la mitad norte peninsular, y subirán a partir del domingo.

CANARIAS

Respecto a Canarias, el cielo estará poco nuboso durante gran parte de la semana, aunque con presencia de algo de calima que enturbiará los cielos.

Las temperaturas no experimentarán grandes cambios, con valores máximos de 25 a 27 grados y mínimos de entre 19 y 21 grados en zonas de costa.

A partir del viernes, es probable que se intensifiquen los vientos alisios, que arrastrarán nubes al norte de las islas más montañosas, con lloviznas o lluvias débiles por allí. Y las temperaturas descenderán.